dimecres, 31 de desembre de 2014

Darrer dia de l'any

Darrer dia de l’any en què hem menjat d’allò més bé totes les delicadeses pròpies del lloc i algunes d’importades, per allò de complementar el gust de tothom… Però, a mi, que visc allà però sóc d’aquí, em mancava menjar “calent”: arròs, col i fesols acompanyat de pota, careta, os de “corpó” o cua de porc, que per al meu gust és el més bo. Bé, no ha pogut ser amb cua, no n’hem trobat, però amb pota i careta, de porc evidentment, també ha estat genial. Ha estat la xalada final de les vacances i, a més, feia un dia fresquet ideal per l’ocasió. Un es cansa de tot i acaba entregat a la recerca d’allò que hem mamat de mare i àvia, i ara de dona, que també en sap un pou… Calent, recapte, boníssim!!

Último día del año

Hoy les podría hablar de las ausencias,
sobretodo de los padres, los abuelos,
incluso de los familiares que...
no hace mucho aún nos abrazaban,
amigos que formaron parte de nuestra vida,
entorno que ha quedado empobrecido
y sin aquellos alientos básicos de amor…
Pero la vida sigue y, aunque el recuerdo
nunca muere en tu corazón,
hay un mañana de esperanza,
un futuro con un sol nuevo y limpio,
y unos ojos claros para ver y amar…
Libertad para ser y circular en paz,
por un bosque limpio de corrupción.
¡Feliz 2015! ¡Paz y bien para todos!

Ver, sentir, vivir...

El viento me acerca el rumor del mar,
sus notas saladas son propias de un saxo,
salpicadas por lentos agudos de piano…
Sólo te vi, pero me perdí por lo desiertos,
allá por donde andan vencidos los miedos,
pululando en desmayo y cobardía…
Titubean las luces de la luna indiscreta,
se prolonga el ruido de la fiesta, arena,
amanece y me llegas más clara, nítida,
como una visión relámpago, rauda,
de un cisne blanco de confirmaciones…
Cuando los ciertos son de luz y música,
porque ver y sentir es vivir…
En el mar se escucha un saxo de emociones,
con finos agudos melódicos de piano…

dimarts, 30 de desembre de 2014

Mariposas

Ella se enamoró de mi, perdidamente,
y yo de la otra, desesperadamente…
Ella y la otra contactaron,
y yo con ella para llegar a la otra,
y sufrió en silencio y no me enteré,
y la otra contactó conmigo
y me habló de ella y sufrí el doble
porque no amé a ella
y me despreció la otra…
Las que me dan, no las quiero,
y las que quiero… no me las dan.
Pero no siempre es así de cruel,
a veces los conjuntos binarios
son coordinables, y entonces…
hay un vuelo de mariposas
en el corazón...

Olor a pueblo

En mi casa del pueblo, con pino y patio,
recuerdo vivo de espléndido pasado vital,
donde cada rincón es un trozo mágico,
una vivencia viva e imperecedera total…
La Lucca salta feliz bajo el pino,
a veces la sorprenden los pájaros cantores
que anidan en el espeso ramaje piñero…
Una paz de intensidad profunda, reparadora,
el frío asoma, cerca del cero gélido,
ya no hay fuego de leña aromática,
ahora la calefacción llena la casa,
casi es impropia, pero se lo perdono…
En la barbacoa, alcachofas a la brasa,
alguna gallina de agua, morcilla de arroz...
El pueblo huele a fiesta, y mi casa a gloria…

Paisaje natural

Aunque uno tenga sus sueños,
con los que vuela por entre el placer,
aquel que supuestamente apetecible,
le gusta lo auténtico, el suelo,
aquello bello y virgen y en origen…
Y les cuento así porque hoy
he ido a ver el río, el Ebro,
a su paso por mi huerto de padre
y del puente nuevo, río en invierno,
majestuoso, crecidito de aguas,
sin intrusos de verano nocivos,
aquello de las motos acuáticas y tal...
Algún vuelo de aves raseando,
alguna rana expectante, un sol frío,
paisaje natural con cañas y chopos…

dilluns, 29 de desembre de 2014

Hicimos un nido

Parece ser que nos buscamos
por un campo de soledad compartida.
Te sorprendí manipulando suave
los pétalos de una rosa de rojo intenso.
tu me viste enderezando un matorral
que habías pisado en un desliz…
Del bosque, en un apartado oculto,
un jardín con fuente y banco, y nosotros…
tu con música en oído, yo con libro,
y, en el marco, otras músicas y otros libros,
los sonidos de la tierra libre y virgen,
las lecturas de la naturaleza madre…
Allí, en la soledad de las presencias,
hicimos un nido en una encina centenaria…

La voz del corazón

Siempre anduve cerca de los acantilados,
a los que se llega a través de tus cabellos,
de rizos azabache en cascada suave
y en aprecio de lo más recóndito
de tu existencia en vuelo sin control…
Y me pegué, cual rémora feliz,
en la estela de tu aura mágica,
y traspasé la sierra y ocupé el espacio,
y bebí de tu aroma en el valle,
donde las flores aprenden a darse
y el viento huele a burbujas de perfume…
Contigo aprendí a comprenderme,
y entendí lo irracional de la razón
y, sobretodo, la voz del corazón en libertad.

No té preu

Som al Delta, a Deltebre, pau. s com els altres indrets però en bonic… Hem anat a esmorzar al de Nicanor, coc de poma i tallat especial, i he sentit aquella sensació de bé, aquella joia que brolla del cor. El Pere té una cueta negríssima i una barba a joc i atapeïda. La Teresa té el cap blanquinós, on es plasma el seny i la mesura. La meva barba és de blanc Nadal, diria que s’omple de llum d’amor tot contemplant-los tan propers. Qui en dóna més? No, no té preu!!

Sol a casa

El Pere i la Teresa són a Tortosa per fer unes gestions puntuals. Sóc a casa, sol… bé, un suposar, resto amb el zoo exòtic que és ara la nostra casa. La Lucca jeu al sofà i dorm plàcidament, aquest matí ha fet les mil i una pel pati i ara reposa estirada i de potes obertes. Les pogones m’observen com a momificades… comencen a ser grans. Els gossets de la praderia xisclen divertits. La boa constrictor es fa bonica i ha canviat la pell, menja bé, es porta bé. Els petauros
estan hivernant i gairebé no es deixen veure, així com l’eriçó albí, que només surt per menjar. Els camaleons estan tots dos preciosos i fent-se grans. La taràntula està grandiosa i s’ha fet una espècie de bosc trampa per on caça i es passeja la mar de bé. Finalment, els axolots estan impressionants, amb unes cues espectaculars. Com podeu veure, de sol a casa... res de res!!

La vareta màgica

Imagina’t que tens una vareta màgica i que pots transformar les coses, una per una… He aprovat els exàmens. Em trobo bé. He guanyat 100 milions. Sóc feliç en el matrimoni. M’he rejovenit 20 anys. He trobat una nova feina apassionant. El pare i la mare ja no es barallen…

Et pot sorprendre que, sovint, el problema no és allà on et pensaves i, una vegada hauràs entès què t’empipa, de fet serà molt més fàcil de resoldre… i si no el pots resoldre, acceptar-ho. Però, de vegades, passa que la gent té dificultats tan grosses que se sent esclafada per elles, sense poder controlar la pròpia llum…

(Extret de "El camí de la felicitat", de Bernard Benson)

diumenge, 28 de desembre de 2014

Pastorcillos

De jovencito participé en unos “Pastorcillos” que hicieron en el pueblo. Me aprendí de memoria el papel de todos los personajes y, en mi casa, los recitaba con facilidad. Pasó el tiempo y, siendo ya profesor, escribí unos cuadros sacados de la representación que hacíamos en el salón parroquial en mi niñez. El caso es que fueron un éxito total y lo representamos en la Ermita de Alcover y en el teatro del colegio. Recuerdo los actores que fui eligiendo por sus características físicas, el vestuario, las familias ilusionadas y a un servidor en plan de guionista y director general del invento. Fue una experiencia altamente gratificante… salió muy bien, tenía gracia y, pedagógicamente, muy edificante.

Me gustas tú

Me gustan tus silencios prolongados,
porque llevan implícita comprensión
y confirmación profunda de amor.
Me place cuando hablas, pausada,
segura, pronunciando cada sílaba
cual nota surgida de una lira,
e incluso los susurros matutinos
son caricia y melodía de sonrisa.
Me conmueve el discurso de tus ojos,
la mirada profunda y penetrante,
siempre con luz que desvela misterios,
siempre claridad que vislumbra interiores.
Me extasía tu presencia, saberte cerca,
sentirte próxima, verte feliz…

Los Santos Inocentes

Bonito día, tanto de niño, en la escuela, como de profesor, entre compañeros y alumnos o en el pueblo con mis primas y amigos… Siempre lo pasaba en grande diversión, colgando el típico fantasma de papel, pegado con celo, en la espalda de todo aquel que también hacía bromas. Dejábamos paquetitos bien envueltos, a modo de regalo, en medio de la calle, para observar las reacciones de la gente. A mi madre le decía que la llamaba algún familiar o algún vecino, y después reíamos las sanas inocentadas. Me place el día. Tengo buenos recuerdos…

La maldad

Enfangarlo todo y esperar que no le salpique nada,
poner la porquería cerca del ventilador, accionarlo,
y dejar que la esparza por doquier, algo queda,
como una sugerencia para el perverso crónico…
Poner en circulación una verdad a medias,
o una mentira con posibilidades malignas,
y verán cómo encuentran puntos de enclave
entre los circuitos contaminados de corrupción…
Una idea dudosa, un pensamiento insano,
un descaro, una tradición, un sinvergüenza,
una farsa que venden como buena y cara,
una verdad silenciada, una mentira a voces,
un cielo nublado de vinagres nocivos…
Es la maldad que bosteza mala leche…

dissabte, 27 de desembre de 2014

Una de titelles...

Passa, perquè és possible i passa…
que el titella aconsegueixi la llibertat,
i aleshores riu i canta i balla…
I es pregunta quina és la millor cosa
que pot fer ara que és lliure.
I el seu cor li contesta… “ensenya
als altres titelles de quina manera
es poden alliberar del titellaire…”
I alguns van treballar-hi i treballar-hi,
fins que, a la fi, quedaren lliures.
Però d’altres no ho van aconseguir
i van romandre a la mercè del titellaire,
gairebé sense adonar-se’n,
perquè mai van tenir accés
al seu propi moviment…

Recordar el campo

Pienso en una plantación de verdes ya floridos,
un campo de algodón o de azafrán de oros,
unos almendros en flor entre los fríos, como el poeta
que se reinventa y busca los inviernos de las playas
para plasmar los suspiros de amor y desamor de los veranos.
El azahar reinando en los campos de cítricos, oliendo a gloria y a ti…
Mientras, los cerezos recubren sus ramas de nieve en flor…
qué hermosura cuando una rociada de sol le da el brillo reluciente
de la blanca belleza preñada de fruto…
Reparo en la higuera generosa, progresiva, y en el recuerdo…
el plato lleno, y algunas estarán buenas mañana…
la higuera que plantó mi padre...
Recuerdos del campo vivo, vida y belleza natural…

El calor de la Luz

Las temperaturas rasean… también está previsto que haga viento y frío y, al calmarse las furias de Eolo, aquella calma gélida y pacífica de diciembre en proceso de congelación paralizado, proclama los tiempos navideños. Mucho se podría hablar sobre este mes que acoge hasta las adversidades más diversas, cuyos suspiros no llegan al hielo, y en el roce y en el contacto de las buenas voluntades se templa lo más destemplado. No, no es el hielo de las voluntades lo que hace el invierno, es más bien el calor de los abrazos lo que congela los malos entendidos. En Navidad, siempre hay una calma, una tregua y una Luz, y la Luz siempre da calor…

Mi profesor de filosofía

Mi profesor de filosofía fumaba en clase, tabaco rubio… un lujo para nosotros. A veces nos invitaba y le vaciábamos el paquete. Parecía buen hombre, era gallego y… filosofaba fuera de tema, si es que hay tema para tal arte. Fumaba y se hacía salir el humo en círculos, con una cierta gracia que fomentaba el espectáculo. Las ideas se me escapan por entre las bocanadas de cada calada, expresadas en nubes nocivas que circulan por los túneles que forma los círculos, a veces concéntricos. Un día en que le vaciamos el paquete dijo: “Amiguiños sí, pero a partir de ahora cada uno fuma do seu tabaco...” Venía de la Universidad de Santiago, era buena gente, un avanzado, quizá un principio del regreso del genio…

divendres, 26 de desembre de 2014

Pessebre a La Salle - Reus

Avui recordo un pessebre que vaig proposar com a ambientació a la classe, que consistia en uns murals fets amb boletes de paper de colors que anaven reomplint els dibuixos amb motius nadalencs, fets prèviament. Quedava preciós, com una catifa llampant on no hi mancava cap integrant d’aquell poble en espera de la Llum. Recordo, també, que en aquest treball hi participava tota la família i, fins i tot, alguna mare em maleïa per l’esforç que havien de fer tots plegats. Però, després, quan ho veien a la cartellera de la classe, estaven contents de veure la bellesa i la forma especial de viure l’Advent i el Nadal. Bonic record de la meva vida… La Salle - Reus, part bàsica de la meva existència…

El oficio de ser feliz

A John Lennon le preguntaron
qué quería ser de mayor,
y él respondió que quería ser feliz…
Y yo me apunto al manifiesto,
y soy feliz cada vez que lleno un espacio,
y no desentono en la cadena de los cuerdos,
y arranco una sonrisa noble,
y aplaudo las verdades y no me escondo…
Soy feliz cada vez que pongo un poco de sal,
y la pongo al sol y a la olla sin presión…
y mi contento aumenta, cada vez más,
cuando el corazón se abre y entran todos
y, como encuentran paz,
se cuecen los entuertos...
Siempre quise ser también maestro
en el bendito oficio de ser feliz…

Familia

Hoy también salen a pasear las caricias,
aquellas que lanza el alma por los ojos
y que te envuelve la razón de buen aroma…
Continuamos oficialmente buenos,
y hablamos de las proyecciones,
también de los destinos e ilusiones,
y lo hacemos sentados,
tras el fuego del amor sincero de la sangre,
y nos entran las locuras colectivas,
y nos vamos a Rusia y regresamos,
y, tras el café, la política,
y con ella, cómo no, la corrupción…
de los políticos, evidentemente.
Pero hoy estamos en abrazo familiar,
y las caricias de ojos han salido a pasear…

dijous, 25 de desembre de 2014

Deltebre

Mi padre, casi colgado de la cortina,
mi madre inquieta en la cocina,
y en sus ojos ilusión, autenticidad…
Mis padres eran pura Navidad,
aquel sentido neto donde la humildad
alcanza su mayor grandeza y gala,
en aras del mejor de los amores.
Quien no recuerda aquella sopa mágica
de un ave de corral de casa,
aquel cava reservado para la ocasión,
y aquellos abrazos tan tiernos, tan verdad.
Ahora intento ver sus ojos únicos
en cada miembro de la familia…
Algo queda, algo hay… en Deltebre.

Sueños

Encenderé una cerilla y una vela,
y más de mil de miles, y más,
y iluminaré un camino hasta el cielo
desde donde viene el resplandor
y haré con los leños de los árboles caídos
un fuego tan grande que caliente la luna,
y forjaré de incendios las vías lácteas,
y llenaré de amor los interiores
de las almas de mis pueblos…
Y en pleno ardor de la explosión
de los mejores supuestos mejorados,
os llenaré de Niño y luz,
y os proclamaré una aura,
donde las apetencias no apagan destinos,
donde la tendencia conlleva
reconciliación y abrazo…
y estalla la paz para siempre, indefinida…

Es Navidad

Nochebuena, Navidad, frío suave, blanquea. Mi prima más joven ha cocinado de gloria, aunque parece que se ha servido de una Termomix y un manual de instrucciones… total, un diez de puntuación merecida y con tendencia a la matrícula de honor. Una familia cordial de buena sangre y un marco entre arrozales de agua, en espera de la llegada de los verdes… Hoy es Navidad, nueva reunión de familia, donde seremos catorce, en casa de otra prima… también entre arrozales en espera, en una preciosa casita de campo, pura artesanía de manos de un experto. Nueva felicidad familiar, nuevo marco. Que se cumplan sus deseos… ¡es Navidad!

dimecres, 24 de desembre de 2014

Tu cuerpo

Aquella niña, muchacha en brote,
manantial de la Naturaleza delicada,
que yo la propondría desnuda siempre,
y la mostraría al sol de los ojos
de todos los amantes del agua virgen…
Jovencita inconsciente, que ignoras
el valor incalculable de tu esencia,
te pintas y coloreas y escondes
tras una capa que siempre te desluce,
y no sabes qué ponerte de disfraz
o mejor no sabes qué quitarte,
porque tu propósito no es que te vean
en tu armónica autenticidad original…
Me gusta el invierno porque
al quitarte el abrigo se observa
un resquicio de tu cuerpo prisionero…

Seamos buenos

Mañana es Navidad...
y esta noche es la Buena,
la gente va de nariz roja y bufanda
y algún apéndice que tape las orejas…
Las últimas compras se imponen,
las prisas, los olvidos, las previsiones…
Mañana es el día oficial de la felicidad,
todo el mundo es bueno y comparte,
y las mesas se llenan de ausencias
que se presencian en el corazón…
Los familiares que quedamos
ya estamos en primera línea, pero...
estaremos juntos en el pueblo querido,
aquel que nos vio nacer y marchar.
Seamos buenos también…
a partir del día veintiséis.

dimarts, 23 de desembre de 2014

Hem dinat a La Xarxa

El Pere i jo i l’entorn proper,
el mar prop, i l’ambient,
i el coreà de Palamós
ha passat sense entrar,
ha saludat precís, legal…
I hem menjat rap amb gambes,
amb un vi negre del Priorat,
i hem fet palès l’encert del desconcert.
Un músic lluny del ranci,
un vi dolç prop de la dolcesa,
un tracte apropiat, com cal,
i una pau i una harmonia adient.
La Xarxa i el meu fill…
complementaris total dos i més…

Reina la paz

Reina la paz en la aldea...
el herrero que moldea a golpe de martillo,
el hombre que defeca a la orilla del río,
la mujer que hila, el niño que llora,
el hombre que surca la tierra,
la vaca que muge y aviva al ternero,
el pastor que canta al son de la flauta
mientras el perro guarda las ovejas…
Reina la paz en la aldea…
y la rueda rueda y brota la harina,
y el diciembre congelado se hace día.
y florece alguna rama seca,
y se hace luz en los misterios…
Reina la paz, en la aldea y en las almas…

Algo pasa

Parece ser que en los pueblos, en sus calles,
en las casas y en los pisos, en sus pasillos,
en las personas, grandes y pequeñas,
en sus corazones en otrora aguerridos,
en los árboles de tendencia caduca,
en las hojas marrones a lo cuero,
en las flores mustias sin aliento,
en los jazmines sin aroma de violeta,
violeta seca y a secas, discretísima,
en las cobardías y en los miedos,
en el desánimo y en la inhibición.
Parece ser que pasa alguna cosa…
¿Será posible un paseo por la Avenida de la Luz?
Mañana es Nochebuena… ¡¡Paz y bien!!

Mi descarrío

Todos pasamos por algún momento chungo,
de oveja descarriada, sin control, diría,
aunque los “descarríos” son variados
y algunos hasta pedantes extremos…
Recuerdo mis tiempos de estudiante,
cuando uno resolvía casi todo con álgebra,
y se familiarizaba con las integrales y las derivadas,
además de ganar alguna partida de ajedrez,
a los pocos sabios que en el club han sido,
me dio por llevar la contraria al mundo,
y alcanzaba el máximo de placer y arrogancia
en aquellos casos en que estaba más convencido
de que no tenía ninguna razón…
Pecados de juventud en sobre exceso…
Hoy me hace gracia… ¿sería creidillo el niño?

Navidad

Se ve el asomo de un resplandor,
parece que las campanas se pronuncian,
y, en el bosque, una ligera brisa
armoniza las hojas en suave roce,
sonidos música donde los pájaros
ponen los agudos que no chillan…
Se calma la templanza, hay paz,
se blanquea la noche, nieva amor…
riego regalo a la buena voluntad.
Mientras, el jardín sonríe,
la esperanza madura, promete,
la ilusión tiene norte y estrella,
la fe, pesebre y Niño amor…
Ya se ve el resplandor, nace la luz,
y lo hace cada día… también en Navidad.
Mis mejores deseos para todos.
¡Abrazos navideños!

Ojos luz

Me fascina la paz de la fuente,
que en la montaña da vida,
y coge el rocío de las hojas
como besos del amanecer generoso,
que ilumina la blanca flor del nenúfar
y proclama los primeros cantos de los pájaros.
Muchas veces no reparas en la belleza
y persistes en una tiniebla que crees normal,
hasta que la luz de unos ojos
hacen que repares en el regalo…
que representa la naturaleza viva…
El caso es que siempre estaba allí
pero tú estabas sin clave para ver…
Benditos los ojos que dan la luz,
prodigio que te permite ver la fuente…

dilluns, 22 de desembre de 2014

Isla plena

Y te ves encontrado en una isla,
vislumbrando el norte eterno,
aquel que te cantaron las sirenas
con música de sonrisas y delicias…
Y ves que tus ojos despiertan
y te contemplan en primicia.
y te gozan en maravilla de marco…
No hay isla ni inmensidad
por las asonancias de los azules,
ni hay magia en la arena
que no deshaga las olas…
Pero es que ella se hizo isla encontrada,
norte y sirena, sonrisa y primicia.
Ella es la inmensidad de azules de mar y cielo,
y te ves encontrado, isla plena…

Passeig amb el meu fill

Hem fet la meva ruta habitual… esmorzar a la grangeta Sant Vicenç, amb conversa fàcil, un croissant de xocolata i un cafè amb llet i, aquest cop, amb sucre. Després, el camí estret prop de les vies del tren ens ha portat a la Plaça del Carros on hem vist la meva taula, mare d’algun poema… Hem anat a sortir al Serrallo, port, on hem vist, majestuós, l’Azzam que com més el mires més bonic és, la corda d’amarratge plena de gavines y, més enllà, un corb marí i més gavines. La natura es proclama, veiem La Xarxa… hem vist l’Òscar, demà ens veiem, ja tenim reserva per a dos, bon profit…. la Teresa té dinar de fi de trimestre amb l’escola.

diumenge, 21 de desembre de 2014

Amor

A veces, el amor es poesía,
estallido de emociones de dos en uno.
Otras, lo pretenden conquista,
acoso para buscar el logro…
Cuentan que el tremendo Cupido
disfruta con el desconsuelo,
con el variopinto desarmónico,
y manda dardos al engreído,
que presume de libertad y acción
para libar por los claveles de la zona.
Torres más altas cayeron, dicen,
y un suspiro buscó silencio,
y un silencio suspiró instantáneo,
y se proclamó la armonía, reinó el amor…

Dijimos sí

Hoy los cielos bailan felices,
sobre el suave azote de una brisa,
colorean las flores, se visten de fiesta.
Los rostros vida de la concurrencia
llevan encendida la mejor sonrisa.
El sol hace arco iris de mil colores
de la minúscula lluvia de rocíos.
La ilusión cabalga en corcel de esperanza,
y en sus ojos hay entrada de abrazo,
y el río ríe, la mar salta en albricia,
y el bosque se espesa de brote nuevo,
y la afinidad acoge al concierto.
Las ansias brillan, los anhelos se proclaman,
y los deseos profundos se confirman ciertos.
Aplaude el entorno natural incontrolado…
Dijimos “sí”...
y se accionó la felicidad…

Dijimos no

Los cielos se ofuscan, deslucen,
consternación en las flores,
espanto con trueno incorporado,
espasmo incontrolado, ofuscación,
estropicio, desaliento, nada.
Desánimo y suelo, desperdicio,
negación, olvido, indiferencia.
Se perdió el brillo, se ocultó el color,
se puso en coraza la gracia,
y el sentido perdió el norte,
y se apagó hasta la noche clara,
murió la ilusión, la esperanza.
El desierto entró en el bosque,
y el mar se pintó de negro y se secó.
Dijimos “no”...
y se accionaron los negativos…

dissabte, 20 de desembre de 2014

Uno observa, pero...

La observación de las caras y el carácter de tus próximos o no tan próximos, siempre es subjetiva, y lo cierto es que ves gente, con independencia de su aspecto, que te envuelven en un aura de positivismo. Otros, alguna gente guapa incluída, te recuerdan cuán feliz eres viviendo con naturalidad y sin afectaciones. Todo esto viene a cuento porque he visto una pareja con cara de póquer perdedor, y otra cogida de la mano con fuerza… y sus sonrisas hablaban solas, idas. Uno observa y ve pero, a veces, al cerrar la puerta de casa… todo es otra cosa.

¿Y si fuera así?

Que fuera nota en el saxo,
azul de mar y cielo y ojos,
espuma blanca de la cresta de las olas,
perfume de la rosa y el clavel,
con sueños de jazmín y violeta…
Yo busco, en los oscuros crónicos,
la luz ausente y el reflejo del sueño
de alcanzar miras más claras.
Yo soy de las cumbres la borrasca
que cobija a los fríos y a las nubes,
y soy del cerezo la capa blanca,
la flor del fruto de la nieve…
¿Y si fuera, además, aquel porqué
por el cual mi amistad procuras?

¿Manda el corazón?

Él la llevaba en volandas,
y le hablaba de Bécquer,
y cuando no… un Vivaldi, un Mozart
era con lo que le regalaba los oídos…
Y le servía la copa con sonrisa,
y le apartaba la silla cortésmente.
Se desvivía en detalles del alma,
la cubría de besos en sueño,
de abrazos de lejos, caricias de ojos.
Él estaba enamorado del todo,
ella se dejaba querer, sin más…
¿A quien lo le gusta el halago?
Pero un día, con vestido cruel,
le dijo que quería a otro…
y él se quedó compuesto y sin amor,
y ella se puso a las órdenes del corazón…

Alcohol

Temprano, a las 8 de la mañana,
cuando yo me iba al colegio,
le veía detrás de una copa de coñac,
estaba ebrio, pero sin escándalo
ni asomo de la falsa felicidad
que se supone en estos estados…
Parecía no asumir las circunstancias,
las adversidades las hizo culpas,
sin darse cuenta que hay culpas
que no se ahogan con el alcohol,
más bien saben nadar en él
y son campeonas por los campos etílicos…
Beber no es nunca una solución,
simplemente añadir otro problema.

divendres, 19 de desembre de 2014

Trazar el camino

Reparo en aquella sonrisa de colores
que te conduce hacia lo asequible y memorable.
La niña, por la sala de los oscuros centelleantes,
me abrió la puerta de sus ojos gloria…
Me encantan las expresiones no verbales que te abrazan,
incluso aquellas discretas que, sin malicia,
alejan otras ilusiones gratuitas, infundadas…
Me cuentan, los pájaros que trinan amores,
que mi padre tenía a mi madre en fiesta
cuando le pedía un baile en la sala abierta de verano,
y no había petición, ni confirmación…
sólo manos que se encuentran, cuerpos que se acercan,
y los ritmos lentos de un sí mágico y certero
hacían el resto de todos los principios soñados…

Los sabios

Cuentan los sabios que en el mundo han sido,
que saben cosas y, además, las demuestran,
que los polos contrarios se atraen…
Trasladando esto a las relaciones personales,
no sería cierto, al menos en mi caso.
Yo me enamoré por las afinidades,
supuestamente mejoradas o mejorables,
en una posible vida en común.
A mí, más que la atracción por lo opuesto,
me tira la inercia a lo desconocido…
siempre, por supuesto, de la mano,
del vuelo a dos más coordinado.
Cuando te vi, tras un libro,
te vi conmigo, tras los libros,
nunca un polo opuesto del que hablan los sabios…

Reflexiones

Han visto ustedes florecer los lamentos,
callar, callar, y morir de asfixia…
y de la tumba, las malvas de la inhibición.
Maldito silencio de las palabras nobles,
que me tragué en prudencia extrema,
en miedo escénico, pura cobardía…
Ahora languidecen los suspiros,
cada uno lleva una derrota implícita.
No, no florecen los lamentos,
ni la verdad es nunca muda,
ni la prudencia una tabla salvadora,
ni el miedo un refugio seguro,
ni el silencio un regalo generoso…
Ayuden, por favor...
al niño que todos llevamos dentro
a ir de frente, a dar la cara,
a presenciarse siempre…

dijous, 18 de desembre de 2014

Aire nuevo

Curioso, conocí una mujer bravía,
que ejercía de guapa y lúcida,
libre y feliz como una alegría…
No pedía guerras, ni mucho menos,
simplemente compartía los mejores oxígenos.
Un día la vi con su marido,
coincidimos en una fiesta social,
y la vi parca y mesurada, sin mesura,
sin luz, ni medida, ni vestido.
La vi sin verla, no era ella…
¿Cómo es posible el desprecio a la libertad?
¿Cómo es posible que llamen amor
a la inhibición de un yo maravilloso?
Después vino el divorcio… normal,
y otra vez el aire no olía a veneno…

Atracamos aquí

Allá, en la desembocadura de mi río,
el Ebro, por supuesto,
mi tío tenía una barca de remos,
un bote al que llamó “Gaviota”
por lo plácido que se deslizaba río arriba,
Aguas empujadas por el mar cercano,
entre cañas y buzones de angulas…
Placidez que invita al sueño y al amor,
la idea bucólica del nosotros solitario
pululando por los misterios del Delta.
Siempre soñé en la barquita de remos,
por las aguas tranquilas llegando al mar,
dejar los remos, el bote a su aire...
y nosotros al nuestro.
Mientras, la vida sigue,
y nosotros atracamos aquí…

Madrugué

Me levanté tan temprano, “andé” tan lento,
que vi caer una gota de rocío blanca
de la hoja de un cactus carnoso, rosado…
Vi una rana minúscula en un nenúfar,
y el vientecillo se paraba, el sol se atrevía.
Me senté en nuestro banco estratégico,
marco soñado del principio eterno,
allí donde brotó aquel beso explosión
que nunca se pide ni reclama,
sino que es el principio dorado
de la naturaleza espontánea del deseo…
Ya con la sonrisa puesta en labio,
desanduve las delicias, despacio, feliz.
Me levanté temprano, anduve lento,
me regresé de las esencias, lleno, ufano.
uno aprende hasta a decir “anduve”...

dimecres, 17 de desembre de 2014

La Plumilla y El Faro

No estoy siempre de acuerdo con lo publicado en “La plumilla” por Coll i Gilabert, pero hoy me ha hecho gracia y se lo transmito a mis amigos… Frases para la historia, dice el título:

Si usted no ha dado aún una conferencia ni ha sentado a su mesa al Pequeño Nicolás, no es nadie. Fíjese cómo Mas, Junqueras, Iceta y ahora Herrera dan conferencias. Lo que no sé es si dejarán alguna frase para la historia, como sí hicieron otros.
Lincoln es el más famoso: Prometió «un gobierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo»; Churchill también: «No tengo nada que ofrecer sino sangre, sudor y lágrimas»; John F. Kennedy, en su toma de posesión: «No te preguntes qué puede hacer tu país por ti, más bien pregúntate qué puedes hacer tú por tu país»; Martin Luther King: «Sueño el día en que mis cuatro hijos vivirán en una nación donde no serán juzgados por el color de su piel, sino por su carácter».
¿Y nuestros gobernantes? Zapatero: «La Tierra no pertenece a nadie, salvo al viento». Y Rajoy, que habla poco, ¿qué frase dejará? Quizá sea: «¡Hoy no me han traído el Marca!».
Al mismo Diario de Tarragona, a la izquierda de este artículo, una viñeta con un chiste de El Faro:
Bien, amigos, por aquí van los tiros del panorama de nuestra actualidad… Sin ninguna fe en nuestros políticos, mayormente corruptos, ahora quieren que creamos en su regeneración, y el plan se hace desde la esencia de la corrupción. Claro que ellos, como un Felipe González cualquiera, se enteran al día siguiente por la prensa… ¡son iguales!